El ladrón de la nube negra


 

La sensación térmica que te produce la gente que no es feliz cuando te da un apretón de manos. La mirada esquiva cuando exaltan a tu persona delante de uno de ellos. Los Superhéroes del ego. Otra de las alegrías del siglo XXI.

Siempre existieron, no son seres irreales que se imaginan o se sueñan, no lograron traspasar la realidad y se quedaron a vivir con nosotros, ya estaban entre nosotros. Esto es más antiguo de lo que pensáis, solo tenéis que mirar sus bolsos de viaje donde guardan un poquito de soberbia, mucha codicia, kilos de envidia y la pereza suficiente para haberse convertido en uno de ellos.

Suelen estar en las mejores novelas, presumen de papel principal en muchas películas, y están muy cerca de todos y cada uno de nosotros.

No solo esquivan la felicidad con cintura torera sino que, si te descuidas, te cubren de una sustancia incolora capaz de protegerte de cualquier tipo de alegría, y en este momento ya eres uno de ellos, un no-vivo, ya eres parte de la secta. Son parásitos del bienestar, y no os quiero asustar pero están por todas partes.

Solo tienen un objetivo: oscurecer la ciudad, crear su propio Gotham City.

Como un superhéroe venido a menos, pasea por la que a sus ojos es una ciudad triste y apagada, con su nube negra. Con un traje que ahora ya solo es un disfraz y una máscara para poder criticar. Y evitando encontrarse de frente con su kriptonita mas letal: el triunfo y la felicidad de cualquiera de nosotros.

Cada día me cruzo contigo y te miro a los ojos. No puedes soportar que no me deje abrazar. A mí no me vas a llevar a pasear contigo. A mí no me vas a disfrazar.

A mí no me vas a robar la felicidad.

Anuncios

16 pensamientos en “El ladrón de la nube negra

  1. si,pero no confundir con las personas bajas de moral y decaídas temporalmente por algún suceso cercano sea de la índole que sea,se puede fácilmente confundir.

  2. Venga ya…….. con el veneno que sueltan los malandrines esos tenemos el antídoto la gracia que no tienen. Pero te ha salido bordado me gusta como lo has descrito. Hay mucho pero mucho no vivo, que tenemos que saludar.

  3. Creo que tienes talento y muchas cosas que decir, ambas cosas necesarias para convertirte en bloguer, pero deberías cuidar la redacción y tratar de contextualizar más las historias porque, en ocasiones, se hace difícil de entender qué es lo que quieres decir, el sentido que quieres darle. Ante todo, enhorabuena por esos retales de pensamientos que nos permites leer.

  4. Muy bueno, creo que en alguna ocasión a todos nosotros se nos instala en nuestra vida algún ser de esos, vampiros emocionales, chupando toda la energía posible.

  5. Son las garrapatas humanas similares a las que pueden matar a nuestras mascotas y nuestra vacuna es la alegria y tu Mona eres nuestro Veterinario.
    No se que me gusta mas si oirte o leerte,creo que oirte que es como te conocí .Un abrazo.

  6. Se ha puesto de moda llamarles “gente tóxica”, pero me gusta más la denominación “los tristes”, tan extendida en el programa. Hay que saber detectarlos a tiempo o te extraen la energía como una sanguijuela.
    Justo ayer ponía en las redes algo que viene a cuento aquí:
    “Aaaaay, pobre gente que vacía su propia cabeza para ocuparla de sí mismo y escuchar cómo retumba al gritar: egooooooooooooooooo, egoooooooooooo, egooooooooooooooooooo.”
    Lo peor no es cómo sean ellos, sino que quieren que seas como ellos, intentan arrastrarte a su oscuridad porque no toleran que haya otra forma de vida más que la de la queja. Más cómoda, desde luego, pero, ¡qué aburrimiento! ¿no? A mí dame retos y vidilla 😉

  7. Muy cierto Mona,por desgracia,hay mucha gente así.No sólo nos roban la felicidad,sino nuestros sueños,nuestra alegría…algo así como chupópteros humanos.
    Pero nuestra actitud y ganas de vivir podrá con todos ellos,los Superhéroes no están sólo en los cómics y las películas.
    Muy buen relato.Un beso grande!

  8. Gente tóxica, que les llaman otros. Sus poderes son fuertes, pero nosotros podemos más. Unamos fuerzas, como los osos amorosos, ya verás que rápido huyen.
    Muy buen relato 🙂

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s